El primer largometraje del director Jairo Boisier, ligeramente inspirado en la historia de quien fuera considerada la primera actriz pornográfica nacional Reichell, cuenta con las actuaciones de Paola Lattus, Catalina Saavedra y José Soza en sus roles protagónicos. La historia gira en torno al retorno de Fabiola Neira (Lattus) a su pueblo natal, donde se ve forzada a tolerar los prejuicios de la gente a causa de por su pasado en la industria de cine para adultos de la capital. Rodeada de ese difícil entorno, ella intentará sostener los vínculos con su hermana (Catalina Saavedra) y su depresivo padre (José Soza) mientras batalla por recuperar su dignidad, a través del surgimiento de una inocente amistad con un adolescente.